IGLESIA CRISTIANA EVANGELICA
SAMARIA
martes a las 19:00 h
viernes a las 19:00 h (culto de oración) 
sábados a las 18:00 h
domingos a las 11:00 h y a las 18:00 h

IGLESIA SAMARIA. TERRASSA
C/ Moncada 664 Terrassa (Barcelona - España)
Telf. (+34) 93 731 11 81
samaria@iglesiasamaria.org
MUSICALES DE SAMARIA
HORARIO DE CULTOS
LA PASION
POR TI Y POR MI

VIVIENDO BAJO CONVICCION

>>VOLVER AL MENU DE PREDICAS ESCRITAS
Un creyente discípulo se verá por su conducta
Jesús tenía tres tipos de discípulos: los valientes, los temerosos y los traicioneros. La mentira es traicionera. ¿Cuantos
traicionaron a Jesus? Pedro fue por el miedo, pero el otro, Judas, fue con maldad. La escritura nos enseña que luego lo dejaron
sólo. Pedro mintió, traición es mentir. Dijo que no lo conocía, pero hay perdón cuando hay arrepentimiento. Si hay convicción
cambias. Una persona de convicción es un discípulo. Para David sus tres discípulos eran sus sobrinos, pero eran carnales, y les
dijo: ¿que tengo yo con vosotros? Pero David no quería enchufismo por ser familia suya, y les exigía hasta que fueron subiendo,
pero también lo traicionaron ya que mataron a un amigo suyo.

Así que David es como un tipo de Jesús al que también traicionaron.
Vemos grandes personas de convicción por el arrepentimiento. Creemos que vamos a
entrar en el cielo con un corazón malo, eso es un corazón que no se arrepiente. Dios nos
pide esfuerzo porque habrán desmayos antes del arrebatamiento. El arrepentimiento es
bajo convicción, no es sólo llorar y llorar, deben ser lágrimas de convicción y amor.
Cuando hay arrepentimiento sincero te puedes fiar de esa persona. Una persona bajo
convicción está en su sano juicio, pero esto desgraciadamente escasea.
Dios me envía ángeles mensajeros que me traen cosas y me muestran qué va a
suceder, así que hay que arrepentirse sinceramente para alcanzar el reino. Si has
enfriado la oración, has enfriado al espíritu que necesitas para oír la palabra. Si asistes
poco a la iglesia cada vez querrás venir menos, debes tener cuidado y no desmayar.
Si no vives una vida de sensibilidad, no tienes amor. Haces el ojo por ojo y diente por
diente. El amor es para hacerte sensible y que tengas tacto con los demás. Dios trajo un
nuevo pacto: no devuelvas mal por mal, pon la otra mejilla. Dios está esperando y viendo
si tenemos convicción. La convicción es un gesto de amor y eso lo tiene la gente madura
que ama como Dios ama. Así dijo Jesucristo:"amaos como yo os amo".
Nuestra alma es como los surcos de un campo, éstos se trabajan levantado la tierra y
haciéndolos derechos. Sino te dejas labrar por el pastor Dios no producirá en ti. Los que
son discípulos presentan panes y peces o lo que haya al pastor porque se interesan por la
obra. Ignoramos que labrar es costoso. El labrador para participar del fruto debe sembrar
primero en las almas.
El pastor es el único que llorará cuando la iglesia se vaya, los demás no se
acordaran de nadie de su familia. Pero el pastor, que es el que realmente ama a las
ovejas sufre por ellas, pues Dios le hace consciente de que se quedan las que no
obedecen y no quieren cambiar. Ahora bien, los que se quedan aquí en la tierra sí se
acordaran de los que se han ido y de como se les anunciaba lo que iba a pasar.
Cuando no quieres poner la otra mejilla y lo que quieres es devolver la bofetada
es que no has entendido nada, te has vuelto como una bestia. Has tratado los vasos
del templo como algo ligero como el hijo de Nabucodonosor. Cuando no sabes tratar los
vasos de honra debes tener cuidado pues Dios envía su ángel y trae juicio a tu vida. Y
cuando Dios dice se acabó..., se acabó.
Los que no creen en el rapto no creerán las cosas hasta que las vean, pero ya será tarde. Querrán leer la Biblia y ya no la
tendrán. No podrán comer. Sin embargo, habrá un trato especial para los judios convertidos a Jesús en la gran tribulación, serán
más protegidos.
La palabra nos exhorta: "mirad que seáis dignos de escapar de la hora venidera". Debemos andar bajo convicción, eso significa
hacer las cosas como que Dios te ve y te escucha. Si es necesario recibirás la bofetada de Dios, pero quizás, sólo la primera para
poder cambiar y enmendar tu camino, pero sino aceptas el trato te volverás rebelde y devolviendo el ojo por ojo.
Cada parte del sufrimiento que le hicieron a Jesús en su cuerpo es parte de lo que nosotros hemos recibido o recibiremos. Somos
como pulgas en tu ejército decía David , él sabía humillarse y ponerse delante de Dios.
Hoy día la gente ha perdido la sensibilidad, nadie se conmueve, por eso digo que los pastores de verdad serán los que se
conmuevan cuando venga el rapto porque son espirituales y llorarán por los que amaban, ya que Dios les hará ver que se quedan.
El pastor verdadero ama hasta el final a sus ovejas. Pero las malas ovejas muerden la mano del pastor que les da de comer, y eso
tiene juicio.
Mi vida es bendecida por la obediencia, como comencé en mis principios así sigo. Siempre he querido llegar una hora antes a la
congregación para buscar a Dios. Mi vida es una vida de convicción.
Recuerda que hay tres puertas: la del arca, la del rapto que Dios cerrará y las puertas del Hades que abrirá y cerrará. Así que Dios
tiene el control sobre todas. Jesús se fijaba mucho en su manada pequeña que eran los que le amaban. Te das cuenta que no eres
de este mundo cuando estás en dimensiones espirituales, y eso es buscarlo.

Salmos 65:113

«Tuya es la alabanza en Sion, oh Dios, Y a ti se pagarán los votos. Tú oyes la oración; A ti vendrá toda carne. Las iniquidades
prevalecen contra mí; Mas nuestras rebeliones tú las perdonarás. Bienaventurado el que tú escogieres y atrajeres a ti, Para que
habite en tus atrios; Seremos saciados del bien de tu casa, De tu santo templo. Con tremendas cosas nos responderás tú en
justicia, Oh Dios de nuestra salvación, Esperanza de todos los términos de la tierra, Y de los más remotos confines del mar. Tú, el
que afirma los montes con su poder, Ceñido de valentía; El que sosiega el estruendo de los mares, el estruendo de sus ondas, Y el
alboroto de las naciones. Por tanto, los habitantes de los fines de la tierra temen de tus maravillas. Tú haces alegrar las salidas de la
mañana y de la tarde. Visitas la tierra, y la riegas; En gran manera la enriqueces; Con el río de Dios, lleno de aguas, Preparas el
grano de ellos, cuando así la dispones. Haces que se empapen sus surcos, Haces descender sus canales; La ablandas con lluvias,
Bendices sus renuevos. Tú coronas el año con tus bienes, Y tus nubes destilan grosura. Destilan sobre los pastizales del desierto,
Y los collados se ciñen de alegría. Se visten de manadas los llanos, Y los valles se cubren de grano; Dan voces de júbilo, y aun
cantan.»

Lo que nos atrae es el ser romántico de corazón, el vino nuevo ( no de novelas). Debemos saciarnos con la mejor ofrenda,
adoración, alabanza, ....
Vemos el control de Dios sobre toda la creación, pero en este pasaje es tu vida espiritual, somos nosotros los que recibimos la lluvia
y nos hace crecer con la comida que comemos, con la palabra.
La comida hoy es un don, no todos tienen el alimento que necesitan, por eso tenemos que darle gracias a Dios. Debemos ser
agradecidos a Dios por proveernos, la gente más agradecida son los que están en Africa y han pasado penurias y hambre en
extremo.

Venimos a la iglesia muertos de pecado porque no lo buscamos, y no nos arrepentimos. El cielo está hecho para que te
arrepientas de tu maldad, y seas limpiado. Pedro con su discurso gano más almas que nadie, él amó a Jesús de forma que se
produjo una sensibilidad especial. A Jesús no le interesa otra cosa sino que le ames, y esto te restaura. Pedro después de negarlo
estaba avergonzado y arrepentido, y Dios lo perdonó. Jesús sólo quería que le amase, y Pedro lo único que necesitaba era el
perdón, y así Dios lo restaura y lo pone a trabajar para la obra.
Cuando Dios tu alma la ve limpia y trabajada porque has pasado el arado, entonces empieza a traerte la lluvia y el grano, y tu surco
se empapa de la palabra de Dios.
Sino tienes una vida preparada no puedes recibir la palabra porque has levantado un muro que no la deja pasar y te quedas sin
aceite.
Jesús les decía los judios que su palabra no tenía cabida en ellos. Y éstos les respondían: "...pero Señor si hemos hecho muchas
cosas", y Jesús les decía: "...si yo lo se pero mi palabra no ha entrado en vosotros".
El pastor es un canal con que el que si sintonizas recibes la señal clara, y te hace mucho bien. Es la forma de que recibas la
palabra.
Nuestros corazones necesitan una preparación antes de que Dios opere en nosotros, es como para hacer una comida no
es suficiente con calentarla y ya está, requiere una preparación previa de los alimentos.
Dios les responderá a aquellos que tienen una vida digna, que vivan bajo convicción. Así que el trabajo más importante es que le
conozcamos a Él. La decisión de que seas un cristiano bendecido de la cabeza a los pies y subas a una dimensión más alta, ósea,
que vayas de una gloria a otra más alta (como las estrellas que tienen unas más brillo que otras) es tu convicción. Cada día tienes
que vivir mejor en Dios y para Dios, ir de gloria en gloria, no conformarte.
Debes labrar, sembrar y regar para recoger. Esto no son métodos humanos, no te hagas maestro sino vive y participa con el
ministerio. La escritura dice: no gustéis que se os llame maestro, maestro. No lo consientas, trabaja para el ministerio.

Deuteronomio 30:13

«Sucederá que cuando hubieren venido sobre ti todas estas cosas, la bendición y la maldición que he puesto delante de ti, y te
arrepintieres en medio de todas las naciones adonde te hubiere arrojado Jehová tu Dios, y te convirtieres a Jehová tu Dios, y
obedecieres a su voz conforme a todo lo que yo te mando hoy, tú y tus hijos, con todo tu corazón y con toda tu alma, entonces
Jehová hará volver a tus cautivos, y tendrá misericordia de ti, y volverá a recogerte de entre todos los pueblos adonde te hubiere
esparcido Jehová tu Dios.»

Nosotros hemos exagerado nuestro sufrimiento y pruebas, hemos hecho ver que los demás son malos, así que cuidado que
su mano no caiga sobre nosotros con dureza. La verdad te hace sentirte incómodo porque no tienes naturaleza espiritual, eres un
aborto que tu feto no se ha agarrado a la matriz.
Cuando lees la escritura debes hacerlo con convicción, debes estar por Jesús y no por ti, por tus arañazos y problemas, eso es
porque no te has formado.

Deuteronomio 30:11-16

«Porque este mandamiento que yo te ordeno hoy no es demasiado difícil para ti, ni está lejos. No está en el cielo, para que digas: ¿
Quién subirá por nosotros al cielo, y nos lo traerá y nos lo hará oír para que lo cumplamos? Ni está al otro lado del mar, para que
digas: ¿Quién pasará por nosotros el mar, para que nos lo traiga y nos lo haga oír, a fin de que lo cumplamos? Porque muy cerca
de ti está la palabra, en tu boca y en tu corazón, para que la cumplas. Mira, yo he puesto delante de ti hoy la vida y el bien, la muerte
y el mal; porque yo te mando hoy que ames a Jehová tu Dios, que andes en sus caminos, y guardes sus mandamientos, sus
estatutos y sus decretos, para que vivas y seas multiplicado, y Jehová tu Dios te bendiga en la tierra a la cual entras para tomar
posesión de ella.»

Dios te regala el cielo y todas las cosas pero dependerá de ti vivir lo que Él te ofrece. Tu naturaleza pecaminosa no te deja
alcanzarlo. Te lleva a lo negativo, por eso es necesario el arrepentimiento de corazón. Sino Dios te expulsará porque no has
escogido la vida. Los discípulos entienden que esto no es demasiado difícil, pero los que no lo son no lo entienden. Entender es
felicidad, es ser sabio, es gracia sobre gracia

S. Lucas 14:26-26

«Grandes multitudes iban con él; y volviéndose, les dijo: Si alguno viene a mí, y no aborrece a su padre, y madre, y mujer, e hijos, y
hermanos, y hermanas, y aun también su propia vida, no puede ser mi discípulo.»

Cuando tratas mal a Dios se te pondrá un espíritu delante para que no entiendas. Si has tratado mal a los demás se te levantará
este muro.
La salvación es gratis, recibirlo es gratis. Pero seguirle no, tiene un precio.
Si eres cada día sencillo y sincero esto lo vas alcanzando. Pero no es sencillo que el agua te llegue por los tobillos o por los lomos.
Aquí se ve el que se ha movido y el que no. Si has aborrecido lo malo y le has dado la preferencia Dios, entonces se puede ver que
por Él lo has dejado todo. Si estas en los caminos de Dios y eres perseverante, estarás donde está su palabra. Así que intentaras
no perderte nada.
El cristiano tiene que padecer como cristiano, es decir, debe recibir la corrección. Así que debemos ser de un mismo espíritu y
sentir una misma cosa. Jesús dijo: "...el que por mí no deja...", se refería a abandonar lo que te aleja de Él y estar dispuesto para la
hora que te necesite. Debes estar en el lugar correcto. Cuando estás bajo un estado de rebeldía, desapareces y te vas a un lugar
ilegal. Debes guardar tu mente sino el enemigo te va a zurrar, pues son días en los que muchos desmayaran por la opresión. Para
los cristianos que estén en el lugar correcto no va a haber pena y dolor por las plagas.
No te hagas ídolos de los miembros de tu familia, ten en cuenta que si no controlas tu mente no vas a recibir la medicina de la
palabra. Los que se humillan son los que tienen la sanidad, los que no se humillan van de tormento en tormento.
Cuando más sufres es cuando más notas la presencia de Dios, porque Él es el consolador.