IGLESIA CRISTIANA EVANGELICA
SAMARIA
martes a las 19:00 h
viernes a las 19:00 h (culto de oración) 
sábados a las 18:00 h
domingos a las 11:00 h y a las 18:00 h

IGLESIA SAMARIA. TERRASSA
C/ Moncada 664 Terrassa (Barcelona - España)
Telf. (+34) 93 731 11 81
samaria@iglesiasamaria.org
MUSICALES DE SAMARIA
HORARIO DE CULTOS
LA PASION
POR TI Y POR MI

VIVIENDO EL PROTOCOLO DE DIOS

>>VOLVER AL MENU DE PREDICAS ESCRITAS
Vengamos a la iglesia con humildad
La Biblia nos enseña que la gente escuchaba la palabra con humildad, NO aparentando religiosamente. La palabra que entra al
corazón se ve en el rostro. Las personas que llevan rema en el corazón NO desean que se acabe el culto. Aún te sigue la palabra
en la vigilia. Pablo decía: "a mi se me ha dado el ministerio de la reconciliación", eso es lo que hace también el pastor. Dios cuando
llena tanto, la unción entra tan dentro que llega hasta los huesos.
Los hermanos que se aman tanto no se discuten y siempre están solícitos para
trabajar para la obra de Dios. Cuando el amor espiritual brota hace que el tiempo pase
sin darnos cuenta. El amor líquido se contagia a los que NO dudan, y lo van recibiendo.

Dios me dio dones para provocar avivamiento y alabanza.
Si hablas por el Espíritu debes hacerlo también con conocimiento.
Dios le ordena a su nueva vida que se desarrolle en nosotros. Sin fe no puedes seguirle,
te conviertes en un apóstata.

Cuando uno se sale de la sana doctrina, se sale de la senda, se vuelve apóstata. No
puedes hablar al gusto de la gente, sino a gusto de Dios, y así es como le agradas a Él.
La fe no se puede comprar en ningún sitio, ni tampoco la palabra del predicador, pues
sería hacer algo deshonesto, trampa. Por eso Pablo decía correr la carrera lícitamente,
todo dentro de la senda. La escritura nos exhorta a que padezcamos como cristianos,
como soldados , con afrenta.

Cuando alguien no se ve en la batalla ya no se siente bien, se siente como que se
está enfriando. Hay que sorprender a Dios, y eso sólo se consigue con la fe como la del
centurión o la mujer cananea.

Por mucho que corran hoy día, ya no da tiempo a escalar más alto en el cielo. Entran muy
justos al cielo los que no sacrifican, pero los que han sacrificado si entran holgadamente.
Así que el cielo debe ser tu anhelo.

Donde hay dos o tres reunidos en su nombre llenos de fe y en santidad, cualquier cosa
que pidan, Dios esta en medio y la dará.

Santiago 1:5,6  RV 1960

“Y si alguno de vosotros tiene falta de sabiduría, pídala a Dios, el cual da a todos
abundantemente y sin reproche, y le será dada.
6Pero pida con fe, no dudando nada; porque el que duda es semejante a la onda del mar,
que es arrastrada por el viento y echada de una parte a otra”

El sabio confronta al necio por su luz. Para buscar a Dios debes ser niño en malicia.
Con una pequeña malicia , ya no hueles bien, adulteras el aroma, la fragancia espiritual.
Cuando recibes la fragancia de su palabra es el máximo honor.
Si no tienes palabra, no tienes fe, no tienes compromiso. Por eso Dios te quiere con un corazón de niño, porque entonces puede
cultivar en ti. Somos plantío de Jehová, y nos va a poder entrenar y darnos crecimiento.

Dios pasa de los que pasan de Él, pero Él no puede pasar de los que no pasan de Él.

Hay gente que utiliza el amor de Dios malamente, y dice Él no puede dejarme porque me ama. Pero Dios te tratará como a hijo si
soportas la disciplina. Él tiene un protocolo para tratarte. Como el rey Asuero tenía un protocolo para que pudieran verlo, nadie podía
pasar por el patio y acceder al palacio real. Esther tuvo que tener una fe muy grande para saltarse ese protocolo del rey, pues sabía
claramente que podía morir. Pero cuando su tío, Mardoqueo, le dice que existía una ordenanza para eliminar a todos los judíos, ella
no duda y es consciente de dónde la había puesto Dios, iba a ser utilizada para salvar al pueblo judío. Así que su tío le dice mueras o
no debes intentarlo, quien sabe si Dios te ha mantenido para este momento. Y ella entra, y los guardas sacan la espada por saltarse
el protocolo para matarla, pero el rey estaba enamorado y les dice: ¡quietos! Indicándolo con su cetro. Si el rey no extiende su cetro,
la espada la mata, pues no perdono la vida de la otra, Vasti que no le obedeció cuando la requirió.

¿Cuantas veces Dios nos ha extendido el cetro para tocarle?
Cuando nos negamos a hacer lo que Dios nos manda, rompemos el protocolo y aparta de nosotros el cetro. Cuando uno se
despista, se desmadra y se vuelve en un carnal y se llena de glotonería, que es su ego.

Las personas que creen y no dudan se protegen, y protegen su corona. Pablo decía: mira que nadie robe tu corona. Por eso
el protocolo de Dios es muy importante, no podemos vivir sin l, podemos morir espiritualmente.

Cuando la gente se creen que son y que tienen rompen el protocolo como Vasti, no obedecen y se creen mas que el rey. Y reciben
un escarmiento. En cambio, Esther, rompe el protocolo pero lo hace pidiendo por su pueblo no por su propio ego, pide por otros. Se
presentó como una intercesora, estaba en obediencia al pastor, que era su tío. Y eso agradó a Dios y los salvó. Después su tío se
convierte en el segundo virrey de la zona. Premiado por la fidelidad, por haber sufrido antes. No puedes reinar si primero no sufres.

Pablo amo el sufrir, la cruz espiritual de Jesús. Eso es amor. Moría por Él, por ser quien es, no por las cosas que podía recibir.

Si ponemos los ojos más en el poder de Dios y sus riquezas los apartamos de Jesús, y no vamos a dar pasos de fe como Pedro.
Cuando Pedro apartó la mirada de Jesús se hundió en el agua. Lo que nos interesa es Él, nada más.

Debemos vigilar nuestra corona porque siempre tendrá uno mejor que tú.
Hay muchos que quieren quitarte la corona pero no para ponérsela sino para tirarla. Así que hermanos, Él da la sabiduría. Pida con
fe el que quiere sabiduría de Dios, pero no discutiendo con Él.

Cuando dudas eres como las ondas del mar, juega el diablo contigo al tenis. Para que se vaya la duda de tí debes hacer fuerza.
Cuesta, no se va así como así.

Judas 1:22,23   RV 1960
“A algunos que dudan, convencedlos. A otros salvad, arrebatándolos del fuego; y de otros tened misericordia con temor,
aborreciendo aun la ropa contaminada por su carne.”

Mientras crees eres positivo, cuando no crees eres negativo como las ondas del mar. Dependemos del libro, de la palabra, Jesús
decía: a vosotros os parece que sois salvos, pero... escudriñad las escrituras. Lo dijo porque muchos dudaban de Él.

¿Cómo sigues a Dios? Superficialmente o interiormente con cuerdas de amor, que es tu vida. Si dejas tu vida en Él, es como dejar
que Él dirija tus cuerdas. Creemos que nos estamos cuidando y nos estamos matando.

Donde no hay sumisión no hay bendición, vives de migajas y Dios da abundancia. Dejarte convencer, es dejarte ayudar.
Algunos son salvos a través de la muerte de otros. Por la valentía de algunos otros son salvados.

Estamos en el tiempo en el que Dios nos esta ajustando en el protocolo espiritual, porque algunos tienen tendencia a salirse de él.
Si no sabes mantenerte en el protocolo de la iglesia como vas respetar el celestial.

Lucas 2:40-52    RV1960
40Y el niño crecía y se fortalecía, y se llenaba de sabiduría; y la gracia de Dios era sobre él.
41Iban sus padres todos los años a Jerusalén en la fiesta de la pascua;
42y cuando tuvo doce años, subieron a Jerusalén conforme a la costumbre de la fiesta.
43Al regresar ellos, acabada la fiesta, se quedó el niño Jesús en Jerusalén, sin que lo supiesen José y su madre.
44Y pensando que estaba entre la compañía, anduvieron camino de un día; y le buscaban entre los parientes y los conocidos;
45pero como no le hallaron, volvieron a Jerusalén buscándole.
46Y aconteció que tres días después le hallaron en el templo, sentado en medio de los doctores de la ley, oyéndoles y
preguntándoles.
47Y todos los que le oían, se maravillaban de su inteligencia y de sus respuestas.
48Cuando le vieron, se sorprendieron; y le dijo su madre: Hijo, ¿por qué nos has hecho así? He aquí, tu padre y yo te hemos
buscado con angustia.
49Entonces él les dijo: ¿Por qué me buscabais? ¿No sabíais que en los negocios de mi Padre me es necesario estar?
50Mas ellos no entendieron las palabras que les habló.
51Y descendió con ellos, y volvió a Nazaret, y estaba sujeto a ellos. Y su madre guardaba todas estas cosas en su corazón.
52Y Jesús crecía en sabiduría y en estatura, y en gracia para con Dios y los hombres.

Aquí tenemos el protocolo y la evolución de Jesús. No se quedó en niño, sino que subió en estatura espiritual. Tuvo un proceso. Sin
proceso no esperes nada, no creces.

Jesús está probándonos a ver si realmente lo buscamos o lo dejamos.
Oír la palabra con atención es mantenerse en el protocolo de Dios.
¿Buscas a Jesús con angustia? Hay gente que lo ha perdido y no lo han buscado más, van a otros lugares.
Benditos somos si lo que nos atrae es el negocio del cielo, nuestro Padre que es Dios.
Que bueno es preparar a los niños para que oigan la voz de Dios, y que practiquen y guarden el protocolo.
Por nuestro respeto, obediencia, y guardar el protocolo estaremos en lugares preciosos de Dios. Todo depende de nuestra
sumisión a Dios y al pastor.
El amor transforma a la gente. Nuestro negocio es hacer la voluntad de Dios, servirle. El dolor, el sufrimiento, forma parte de la
formación de un cristiano, es parte del protocolo.

A Dios le sirve la gente que vive dentro del protocolo, que no se sale de él.