IGLESIA CRISTIANA EVANGELICA
SAMARIA
martes a las 19:00 h
viernes a las 19:00 h (culto de oración) 
sábados a las 18:00 h
domingos a las 11:00 h y a las 18:00 h

IGLESIA SAMARIA. TERRASSA
C/ Moncada 664 Terrassa (Barcelona - España)
Telf. (+34) 93 731 11 81
samaria@iglesiasamaria.org
MUSICALES DE SAMARIA
HORARIO DE CULTOS
LA PASION
POR TI Y POR MI

PECADO DE OBSTINACION E INCREDULIDAD

>>VOLVER AL MENU DE PREDICAS ESCRITAS
A Dios no le gusta que seamos incrédulos y obstinados
Tener gracia quiere decir, tener una gran capacidad para desarrollar lo que es de Dios.
Sufrir con la religión no es puntuable en Dios. El hijo que sufre por la lucha que le produce agradar a Dios, este si
puntúa para Él.
La verdadera iglesia de Jesús hoy no es muy numerosa.

Es un pequeño remanente que busca tener su cuerpo espiritual moldeado por Dios y tiene una mente controlada y
definida por la sabiduría del Espíritu Santo.
Jesús se recogía en el Espíritu, para poder gemir.
La adoración, para ser verdadera debe nacer en el centro de Getsemaní. Por mucho que se levanten personajes con
revelaciones de este tiempo y del tiempo final, ¡¡no los oigamos!!

El último que Dios le reveló sobre el cielo y los tiempos finales, fue el Apóstol Juan. No quiere decir que no hable más
hoy a través de sus hijos; Sino que todo lo que El Espíritu tome de Jesús, eso es lo que le va a revelar a sus hijos
puros, nunca se saldrá una revelación de Jesús de la escritura ya impresa. La Santa Palabra de Dios es verdadera e
inmutable.
Uno de los problemas más graves que tenia el Rey Saul era un espíritu de obstinación. Dios le dijo: mata y
destruye  todo ser viviente que hay en la ciudad de los amalecitas. Pero el Espíritu de obstinación le tenía cegado y no
le dejó obedecer. Ese espíritu de obstinación está en miles de cristianos que oyen pero no obedecen. ¿Cómo han de
crecer tantos cristianos dominados por espíritus como los de “amelec”?

La mente natural no puede nombrar ni invocar a Jesús.
Amán cuando quería exterminar a miles de judíos, solo pudo ser detenido por una mujer espiritual que intercedía
desde el sufrimiento más angustioso. El obstinado dice: “Tu ves diciendo... que yo haré las cosas a mi manera.
El remanente de Dios se les distingue también por un detalle muy importante; y es que no se inclinan ante nadie, solo
doblará sus rodillas ante el gran Yo Soy.

Dios advierte que no tengamos ninguna comunicación ni contacto con demonios ni espíritus que están en el
aire, sus orígenes son los infiernos y no saben donde reposar. Todos estos hay que arrojarlos al lago de fuego.
Incluso  los bebés de la ciudad de amalec, eran enemigos potenciales de los hebreos. Todo lo que nace del pecado
de obstinación y de homicidio debe ser reprendido por los santos del Cordero.
Los sellos que están por abrir en el libro de apocalipsis solo podrán ser abiertos por el Hijo (no se halló otro digno de
abrir los sellos...)

Las vírgenes preparadas son las que están libres de todos los espíritus del infierno que se mueven hoy en
este mundo.
Aquellos que no “comen” a Jesús ni “beben” su Sangre, entonces estos espíritus malignos “flotantes” por siglos y
siglos vendrán sobre sus cabezas y harán nidos de maldad en sus cabezas.
El adorador fiel no puede vivir sin adorar. Estos seguirán a aquel que con corazón humilde adora a Dios. Un adorador
se le distingue o diferencia porque siempre tiene una buena actitud. También son creativos y por donde se mueven
traen una gran convicción a los que les rodean.

Los verdaderos hijos siguen el camino derecho. Quiere decir que huyen de la incredulidad y de la obstinación uno
de los pecados mayores es y estar sentados en la congregación oyendo y en realidad ser incrédulos. Si no transmito
nada de Dios ¿Quien soy en realidad?
Jesús es dulce con aquellos que llevan su cruz cada día. Pero es fuego consumidor con aquellos que viven en
incredulidad y obstinación.

En la adoración no se entra de una manera cursi, como si fuéramos estrellas de cine. ¡¡Eso es falso!!
Puedo levantar mil oraciones y no conmover el corazón de Dios, pero una lágrima que sale de un corazón humillado
toca y estremece al Rey de los Cielos.

Las lágrimas de los humildes conmueven corazones en medio de la congregación.
“Jesús lloró”. Es el versículo más corto. Jesús lloró por su amigo. No lloró por teología, sino que lloró porque amaba
tanto a su amigo que se conmovió su corazón hasta estar quebrantado.

Los amigos son los que crean la Paz. La humildad es la condición de un corazón que quiere crecer en los cielos.
El planeta tiembla físicamente (terremotos etc) pero nuestro interior también tiembla por dos motivos: por pecados
ocultos, o por un temor de amor y de arrepentimiento ante su majestad.

La forma que eligió Jesús para salvarnos fue: POR AMOR. No escatimó nada de su ser. Derramó toda su sangre
para salvarnos.
El Rey David siempre estaba en una condición de adorar a Dios y manifestaba su celo por Jehová en todo lugar. Para
eso tuvo que pasar una serie de pruebas que lo llevaron a ser mucho más prudente en sus años de madurez. Al
principio acusaba con ligereza, a los malos, los transgresores, idolatras, adúlteros etc. Pero Jehová mismo le enseñó
a humillarse y clamar con lágrimas de angustia después de haber sido castigado por haber cometido adulterio
juntamente con homicidio.

1 Samuel 15:23...
Si tengo pecado de rebelión me condenarán con la fuerza del pecado de adivinación. Y también si tengo obstinación,
seré juzgado como se juzga a un idólatra.
Si yo quebranto sus leyes, seré quebrantado por el juicio de parte de Dios que vendrá a mi.
El pecado de obstinación del rey Saúl por no quererse arrepentir le llevó a sucicidarse, acarreando condenación
sobre sí mismo.
El Pastor de Samaria confiesa que mientras Dios le mantenga los ojos abiertos luchará para mantener a la
congregación fuera de toda idolatría.

La obstinación genera mentes retorcidas que por supuesto, Dios tiene que desechar y destituir (como pasó con
Saúl rey de Israel) ¿A caso Dios no pone a prueba a aquellos que están en su casa? Lo hace para averiguar si son de
su mismo espíritu.

Apocalipsis 2:16...
Los adoradores no son artistas. Jesús en la cruz no fue el “artista” de la época. Sin embargo llegó a ser el mayor
“Espectáculo al mundo”; lo más terrible que la humanidad podía contemplar en aquella y en esta época.
Si nos ponemos bajo las órdenes de un pastor que ha caído en el pecado de la obstinación, nuestra vida entrará en
un caos y ruina primero espiritual y después natural. Esta actitud impedirá a las almas arrepentirse (hablamos de
creyentes que fornican no solo físicamente sino también con la palabra) es el pecado “de la obstinación”.

-“Jesús lloró”, y lo hizo por su amigo Lázaro.
Jesús echaba de menos la sonrisa de Lázaro y su mirada.
-La amistad de Jesús te dice las cosas desde la autoridad de quebrantamiento.
-Lázaro entró en el corazón de Jesús y su miel se juntó con la dulzura del Maestro.

¿Cuanto falta para el arrebatamiento? Solo el Padre lo sabe
“Sepamos que la Gloria postrera es mayor que la primera.
La medida de fe como oro, piedras preciosas, plata; equivale a  destacar en el Reino de los Cielos; aunque aquí
pasen por afligidos y abatidos de Dios.

Si mezclamos el mundo con la vida de Dios, de seguro que quebrará nuestro interior (como lo haría el vino nuevo en
un odre viejo), y quedará sin norte de Dios. Va a venir un día que sorprenderá al mundo, es cierto, pero millones de
evangélicos serán más sorprendidos que algunos inconversos. Cuanto más amamos a Dios apuraremos el tiempo
en la oración y en la palabra etc.
Cuando hay pecado de obstinación se suele decir: “Peco porque me da la gana” Ese ya es un yugo que llevará
a la persona a caer sobre la lanza de guerra  incluso  con la ayuda de un amigo.
Querer borrar las profecías del final de los tiempos, de los púlpitos quiere decir que estamos negando que entre
aceite en las lámparas de los santos.

Jesús le ha puesto un manto por encima a la congregación de Samaria. Símbolo de cobertura y protección.
Una persona que oye a Dios es alguien bien advertido, que no caerá sin permiso del Hijo.
Jesús y Lázaro eran uno, resucitar a Lázaro no fue un milagro más; Jesús amaba tanto a Lázaro que lo reclamó.

Lucas 10:31...
Si yo no me deleito en Jesús ¿Cómo pretendo yo ser el deleite de mis hermanos?
Si el amor de Cristo ha sido derramado en mi corazón, quebraré mi vida por amor de mis hermanos.
La fe no es solo para recibir un milagro de sanidad, sino para poder sobrellevar la enfermedad y seguir amando a
Jesús con la misma intensidad.
Los obstinados se olvidan incluso de que tienen familia a la que cuidar. También parecen estrellas fugaces que su
fulgor dura breve tiempo.

Una nube vacía es como un rostro con ojos pero sin nervio óptico.
Un amigo en la congregación es más valioso que cualquier cosa. Equivalen a corazones como tumbas para guardar
tu caída en el más estricto secreto.
Los amigos no los son en el nivel paraíso. Los amigos del pastor son los que han entrado en su corazón y no piensan
en salir jamás.
*Si yo me hago de querer, el Señor se deleitará conmigo.
*Lázaro no amaba a Jesús por los milagros, lo amaba tanto que conmovió a Jesús incluso estando muerto.