IGLESIA CRISTIANA EVANGELICA
SAMARIA
martes a las 19:00 h
viernes a las 19:00 h (culto de oración) 
sábados a las 18:00 h
domingos a las 11:00 h y a las 18:00 h

IGLESIA SAMARIA. TERRASSA
C/ Moncada 664 Terrassa (Barcelona - España)
Telf. (+34) 93 731 11 81
samaria@iglesiasamaria.org
MUSICALES DE SAMARIA
HORARIO DE CULTOS
LA PASION
POR TI Y POR MI

COMO ACERCARSE A DIOS - LOS GESTOS TE ACERCAN

>>VOLVER AL MENU DE PREDICAS ESCRITAS
La biblia esta llena de gestos que te acercan a Dios
Para tener unción hay que sufrir. Puedes estar bien en tu carne pero no para Dios. Si te sientes bien pero no eres consciente de su
sacrificio, de poco te sirve. Dios es un Dios de gestos.
Su mayor gesto fue cuando abrió sus brazos y se dejó crucificar por salvarnos a nosotros. En el antiguo testamento se trataba de
oír la ley y practicar los gestos de la ley. Pero para los cristianos nuestro gesto es la fe. Sin fe no hay gestos. La gente que nunca da
nada, no ama. Sino hay gesto no hay nada.
La Biblia está llena de gestos, uno de ellos fue el de Zaqueo, que dio cuatro veces más
de lo que había cogido. Por eso Jesús le dijo: "hoy ha llegado la salvación a tu casa", ese
gesto hacia palpable su cambio.
Es muy importante nuestro gesto de generosidad, de bondad... nuestro gesto debe ser
saludable.

En Belén cuando pastoreaban los pastores era en septiembre o octubre no en diciembre.
Así que muy probablemente Jesús no nació en diciembre como se suele suponer, ya que
con el frío en diciembre ya no hay pastos.

Hay mucha gente adicta a los problemas, que sino la lían antes de dormir no se quedan
tranquilos.
Hoy en día somos adictos a todo lo que nos rodea pero no somos adictos a Jesús. Ser
adicto es que no puedes pasar sin ello.
Todo pasa por renunciar. El que tiene como sino tuviera.

Dios es el único que ve el futuro, porque es quien lo ha hecho.
La sangre de Jesús es la que te libera de la adicción de mundo.
Debes dejar de ser incrédulo para respirar la eternidad.
Si bebes de su agua no tendrás sed jamás de mundo.

«Pero el ángel le dijo: Zacarías, no temas; porque tu oración ha sido oída, y tu mujer
Elisabet te dará a luz un hijo, y llamarás su nombre Juan. Y tendrás gozo y alegría, y
muchos se regocijarán de su nacimiento;»
??S. Lucas? ?1:13-14? ?RVR1960??????

Cuando Dios te da algo es para que te regocijes, y para ello debes estar atento.
El gozo lo produce El.
Dios le da cosas imposibles a los que viven en lo imposible, en la fe.
Creen en toda la Biblia y no excluyen nada.

Los frutos y los gestos son los que nos ayudan a conseguir cosas imposibles.
Si vives buscando a Dios, estás buscando lo imposible de El.

La cruz física no sana, sino el gesto de Jesucristo en ella. Y te recuerda lo que El hizo por
nosotros.
Si vives, caminas y piensas en Dios te pasarán cosas imposibles.
«Pero no os regocijéis de que los espíritus se os sujetan, sino regocijaos de que vuestros nombres están escritos en los cielos.»
??S. Lucas? ?10:20? ?RVR1960??????

«En aquella misma hora Jesús se regocijó en el Espíritu, y dijo: Yo te alabo, oh Padre, Señor del cielo y de la tierra, porque
escondiste estas cosas de los sabios y entendidos, y las has revelado a los niños. Sí, Padre, porque así te agradó.»
??S. Lucas? ?10:21? ?RVR1960??????

Bienaventurado el que guarda la conducta del Libro.
Debemos vivir como hijos, los hijos verdaderos agradan al Padre.

Nuestra educación humana no corresponde a la espiritual, es decir, no nos acerca a Dios el que tengamos mucha sabiduría
humana. Los más educados y sabios fueron los que crucificaron a Jesús. Eso no significa que no podamos ser sabios y
inteligentes, sino que ante Dios debemos presentarnos con toda humildad, de corazón . Para acercarte a Dios debes renunciar a
tus derechos.

Los verdaderos cristianos son los que caminan juntamente con Cristo. Se les reconocía que habían estado con El.

Hay un beneficio muy grande cuando tú te quebrantas de corazón y derramas tus lágrimas, porque es como si le pusieses el lebrillo
a Jesús. El gesto de la mujer en casa de Simón, no paro de besarle los pies y limpiarlos con sus lágrimas, mientras que Simón no
hizo nada.

La Biblia es un gesto del Padre de darnos a su Hijo por nosotros. No le daré nada a Dios que no me cueste. David siempre tenía el
gesto para Dios.

La gente desagradecida muere arruinada espiritualmente. La traición le quemará.

En la adoración hay un precio que pagar.

El que mucho debe mucho ama. La mujer le debía tanto que se hizo adicta a Jesús y dijo en tu casa viviré todos los días de mi vida.

No hay un cristiano sin rechazar, sin abstenerse, sin renunciar. Para que Dios te mire necesitas hacer gestos.

El que tiene de Dios no tiene necesidad de ser protagonista, de llamar la atención.

Venimos a la iglesia con todos los ojos llenos de mundo, de corrupción.

La santa cena es para recordar que El viene. La ministración de la Palabra es una santa cena.

«Él era antorcha que ardía y alumbraba; y vosotros quisisteis regocijaros por un tiempo en su luz.»
??S.Juan? ?5:35? ?RVR1960??????

La fe sin obras no tiene gesto.

«Habéis oído que yo os he dicho: Voy, y vengo a vosotros. Si me amarais, os habríais regocijado, porque he dicho que voy al Padre;
porque el Padre mayor es que yo.»
??S.Juan? ?14:28? ?RVR1960??????

Dios sabe cómo poner a la gente de rodillas.

Una persona sin gestos está en oscuridad, no hay cariño interior. No tiene nada que ofrecer a Dios.

Todos los que esquivan ofrendar, Dios esquina bendecirlos. La bendición de Dios se consigue pagando precio. No se puede vivir sin
la bendición de Dios.